PPP, 33% bajo el presupuesto

Se abrieron las ofertas económicas para la transformación de más 3.300 km de rutas nacionales, con una inversión total de aproximadamente 8.000 millones de dólares.


El Ministerio de Transporte -a través de Vialidad Nacional- y el Ministerio de Finanzas abrieron las 32 ofertas económicas de obras bajo el sistema de participación público privada que realizaron diez consorcios compuestos por 19 empresas nacionales y siete internacionales. El conjunto de las mejores ofertas recibidas estuvo 33% por debajo del presupuesto estimado para las principales obras.
Para determinar los ganadores de la licitación, se analizará la mejor combinación de las ofertas para cada corredor que, en su conjunto, representen un menor costo para el Estado. Cada oferente podrá ganar hasta dos corredores.
En la apertura estuvieron presentes representantes de las empresas participantes y el ministro de Finanzas, Luis Caputo; el titular de Vialidad Nacional, Javier Iguacel; el de la Unidad de Coordinación General del Ministerio de Finanzas, Pablo Quirno; y el subsecretario de Participación Público Privada del Ministerio de Finanzas, José Luis Morea.
La adjudicación de los corredores se realizará en junio y se previó que en julio las empresas tomarán posesión de los corredores para comenzar las primeras obras en octubre de este año.
El Plan general de la nueva Red de Autopistas y Rutas Seguras se divide en tres etapas de licitación, con una inversión total superior a los 12.500 millones de dólares para los primeros cinco años y superior a los 4.200 millones de dólares durante los diez siguientes.
En las tres etapas se intervendrán 7.277 kilómetros de rutas nacionales, mediante la construcción de 1.610 km de autopistas, 3.310 de ruta segura, 324 de obras especiales y 26 de variantes; en total, 5.270 kilómetros. Los restantes 2.077 kilómetros serán intervenidos a través de obras de mejoras y mantenimiento de la red vial existente.
La primera etapa de obras para el desarrollo de la Red de Autopistas y Rutas Seguras incluyó la concesión de los nuevos corredores viales formados por más de 3.300 km de rutas nacionales de Buenos Aires, Córdoba, La Pampa, Mendoza y Santa Fe.
El plan para estos corredores implicará obras en más de 2.500 km a través de la construcción de nuevas autopistas (813 km), rutas seguras (1.494 km) y obras especiales (252 km), así como 17 variantes a distintas localidades. La inversión total estimada para estos corredores de la primera etapa será superior 8.000 millones de dólares en total, 6.000 millones de dólares durante los cuatro primeros años y más de 2.000 millones durante los sexto a 15 años subsiguientes en obras complementarias y de mantenimiento.
Cada oferente presentó dos sobres con documentación: el primero, que se abrió en abril, certifica la calidad y la viabilidad del oferente (consorcio) para participar del proceso licitatorio, y el segundo correspondió a la oferta económica presentada por corredor vial.
El nuevo proyecto del Gobierno Nacional se financiará con una parte del impuesto al gasoil, para las obras, y con el ingreso por peaje, para el mantenimiento y operación del corredor. Para el pago de estas obras de la Etapa I, que comenzará a realizarse en 2021, no se han creado nuevos impuestos, debido a que serán utilizados recursos existentes que antes se destinaban a otros gastos, entre ellos el subsidio de los corredores actuales.

Pantalla completa